martes, 26 de junio de 2012

La he líao parda!!!!

Ya dije hace tiempo que lo de mi carnet de conducir estaba durando más que la obra del Escorial y visto que ya había conseguido sacarme el teórico, parece ser que mi fuero interno o subconsciente, decidió proseguir la obra comenzando nuevamente desde los cimientos.(casi casi literal...) Una vez con el teórico aprobado, me dirijo a la autoescuela y procedo a pedir cita para comenzar mis primeros viajes automovilisticos siendo yo la que lleva el volante. - que mejor espere, que voy a estar de vacaciones, que si empiezo antes va a ser dinero y tiempo perdido... Ahorradora como soy, que a mi no me gusta gastar en vano, obedezco y decido comenzar después de vacaciones Al llegar a mi pueblo, a disfrutar de mi merecido descanso, merecido sí, que si supierais la fauna que tengo que aguantar en mi trabajo diriais que soy una santa... Uy!!! pero no lo soy, que en realidad soy una bruja de mucho, muchísimo "cuidao". Como decía, al llegar a mi pueblo, un par de personas me aconsejaron que antes de comenzar las clases de la autoescuela, cogiera un poquito el coche por aquí. Que lo digo siempre, que soy de pueblo, ¡¡¡ y a mucha honra!!! Campo llano donde acelerar, frenar o embragar, meter primera cuando haya que meter primera, cambiar a segunda si es lo que toca hacer o dar marcha atrás, bendita marcha atrás o maldita según se vea. Porque ahí estaba yo, mi tío diciendo pisa freno, ahora embrague, mete el acelerador... y con tanta palanca de cambios y tanto bicho que pisar, de pronto me quedo sin manos suficientes, que sólo tengo dos para volante y marchas, que los dos pies que tengo, no los se donde colocar y primera lección aprendida, si te dicen frena hay que frenar, porque aún no tengo seguro, ni a todo riesgo, ni a terceros ni na de na' y es que supongo que si lo hubiera tenido, igual, igual, eso de haberme llevado una pared por delante, o mejor dicho, por detrás, que me la he llevado cuando daba marcha atrás, no dolía tanto. Casi, casi, tanto como cuando vino mi sobrina y con cara de niña buena me pregunta: -¿ Qué ha pasado tía? Si ibas muy bien...- La miro acobardada y la digo: - tu tía hija, que es muy torpe... Y es que si los de antena3, me vinieran a entrevistar, como a aquella socorrista que iba emporra', y me preguntaran si tengo que decir algo al dueño de la pared, humildemente diría: - De verdad que lo siento señor, siento haber tirado una parte de la pared de su cercado y es que si, las primeras veces siempre duelen y yo... LA HE LIAO PARDA...

3 comentarios:

  1. ja,ja, ¡mujer! y lo divertido que resulta luego cuando uno lo cuenta. Si te consuela yo me saque la teórica a la primera y la práctica a la tercera, después de tres horas tratando de convencer a mi madre para que me dejara el coche, salgo yo tan contenta del garaje con mis tres amigas con el cinturón bien aprovechado, primera, acelerador, y ¡pumm! estampé el coche contra el del vecino que estaba justo aparcado en la calle en la salida de mi casa. Verguenza la de mi madre que se tuvo que ir a pedir disculpas con el parte en la mano.

    ResponderEliminar
  2. Buff... no quiero pensar el dia que vaya sola con el coche...

    ResponderEliminar
  3. Buff... no quiero pensar el dia que vaya sola con el coche...

    ResponderEliminar